Museos e Instituciones Culturales

Museos e Instituciones Culturales

Preserve el delicado arte del aire limpio en museos y otras instituciones culturales. Nuestros filtros de partículas altamente eficientes pueden ayudarle a conservar piezas delicadas para las generaciones venideras, además de cuidar la salud del personal y los visitantes.

La existencia misma de los museos, bibliotecas, archivos y otras instituciones culturales depende de su capacidad para conservar y proteger piezas históricas. En un entorno natural, estos objetos se perderían o se deteriorarían. 

Por qué la buena calidad del aire es vital en las instituciones culturales

Muchas de estas piezas se enfrentan al riesgo de deterioro y daños irreversibles debido a fuentes externas e internas de contaminación, como el polvo, los gases, las sustancias químicas, la luz y la humedad.

Una buena calidad del aire interior también beneficia al personal y a los visitantes, que pueden padecer dificultades respiratorias o irritación ocular.

Por eso, una climatización de alta calidad con un sistema de filtración de aire capaz de eliminar las partículas más finas es fundamental para cuidar la salud de los empleados y visitantes de los museos, así como el buen estado de sus valiosas colecciones.

Fuentes de contaminación en galerías, bibliotecas, archivos y museos

Entre las fuentes internas y externas de contaminación encontramos:

  • Dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre y ozono procedentes de los escapes de vehículos y otros procesos de combustión en el aire exterior
  • Ácido fórmico y acético de los propios objetos expuestos, como por ejemplo papel, madera, grabaciones cinematográficas, muebles y otros materiales a base de celulosa
  • Productos de limpieza, pinturas, selladores, barniz
  • Partículas que se desprenden del cuerpo humano
  • Los sistemas de ventilación actuales, que pueden introducir en el aire metales presentes en el polvo
  • Altas emisiones de ozono de las fotografías con flash
  • Polvo, suciedad y partículas generadas al mover o limpiar las piezas

Proteja y conserve las obras de arte y la salud pública

Aunando los conocimientos de conservadores de museos y expertos en sistemas de ventilación, puede seleccionar la mejor combinación de filtros para obtener un entorno controlado, incluso con recursos limitados. 

Como líderes expertos en filtración molecular, en Camfil podemos ayudarle a determinar la estrategia de filtración del aire adecuada. Hemos diseñado y suministrado sistemas de filtración mediante carbón activado para preservar los tesoros que guardan prestigiosos museos y galerías en todo el mundo, como la Galería Uffizi en Florencia, la British Library en Londres y el Moderna Museet en Estocolmo.

Nuestros servicios de monitorización del aire pueden determinar la composición exacta de los contaminantes presentes en su edificio. Tenemos en cuenta los tipos de objetos y colecciones que se custodian en su institución y le ayudamos a implementar las soluciones idóneas.